Tejido hidrófugo o impermeable, ¿cuál eliges tú?

Diferencia tejido hidrófugo e impermeable

Cuando se trata de elegir una prenda que nos ayude a mantenernos secos durante nuestro trabajo parece que todos lo tenemos claro, elegir el mejor “impermeable”.

Mmm, ¡error!

Sirena de policía encendida

La realidad es que dependiendo de las tareas que realicemos y el nivel de exposición a la humedad que tengamos, tendremos que elegir una prenda con tejido hidrófugo, una con tejido impermeable o, incluso, en algunas ocasiones, solo necesitaremos una prenda transpirable

¿Quieres saber las diferencias entre ellas? ¡Sigue leyendo!

Ropa de trabajo antihumedad

Hace algún tiempo, compartimos un artículo en el que hablábamos de las diferencias entre ropa impermeable, ropa resistente al agua y ropa repelente al agua. Puedes leer el artículo haciendo clic en el siguiente enlace:

Norma EN 343. Protección contra el mal tiempo

Sin embargo, nuestro objetivo de hoy es aprende a diferenciar entre tejido hidrófugo y tejido impermeable. Vaya, con lo sencillo que parecía cuando nos decían de pequeños “Hijo, ponte el impermeable que hoy también llueve”, y ahora resulta que hay más de un tipo de ropa para lluvia

Qué es el material impermeable

El material impermeable es aquel que ofrece resistencia a la presión de un líquido y, por lo tanto, no permite el paso del agua ni del aire a través de este.

Los impermeables que pueden utilizar los operarios de una cantera o los trabajadores de carretera cuando llueve. Estos son algunos ejemplos de materiales impermeables que seguro te resultan familiares:

  • Poliéster
  • Tejidos acrílicos
  • Cauchos
  • Plásticos PVC (policloruro de vinilo)
  • Nylon

Qué es el material hidrófugo

Y, por su parte, el tejido hidrófugo es aquel que se ha sometido a un tratamiento que hace que la prenda evite la humedad y las filtraciones por lo que impide que el agua se absorba y forme una capa sobre la superficie. Aunque, a diferencia de los tejidos impermeables no tapona los poros por lo que hace las prendas transpirables a la misma vez que evitan que el trabajador se moje.

Las prendas confeccionadas con este tipo de tejidos suelen utilizarse en trabajos o actividades en las que se puede estar expuesto a las inclemencias del tiempo en un nivel moderado y en las que el esfuerzo físico es alto, por ejemplo, en deportes como el esquí. Mientras que las prendas impermeables se utilizan cuando los trabajadores se exponen a lluvias más fuertes. 

Qué es mejor, ¿impermeable o hidrófugo?

La respuesta universal a cualquier pregunta, depende. Para cada problema, una solución es buena.

Como bien hemos dicho, los tejidos impermeables se utilizan como barrera para que el agua no se filtre debido a la presión que puede llegar a ejercer al caer sobre la prenda. Mientras que los tejidos hidrófugos se utilizan para que el agua resbale en la superficie y no se moje y a la misma vez la prenda transpire.

Lo mejor es que cuando vayas a elegir tus prendas consultes con tu técnico en prevención de confianza para que, analizando las características de tu puesto y tus actividades, pueda ayudarte a decidir cuál es la prenda adecuada para ti. 

Esto es todo, por hoy. Os esperamos en el próximo artículo en el que presentaremos algunas de las primeras novedades para esta primavera. ¡No te lo pierdas! 😉 

Niña con chubasquero de pato

Deja una respuesta